LA CONSIDERACIÓN EXTERNA Y EL “RECUERDO DE SÍ” (P.D. Ouspensky)

publicado en: Cuarto Camino, P. D. Ouspensky | 0

Ouspensky

La “consideración externa” es una forma de “recuerdo de sí” en relación con las personas. Tome en consideración a otras personas y haga, no lo que es agradable para usted, sino lo que es agradable para ellas. Esto significa que deberá sacrificarse, pero eso no significa “sacrificio de sí”.

Significa que en relación con las personas, usted no deberá actuar sin pensar. Primero debe pensar, y luego actuar. Su pensamiento le demostrará que, con mayor frecuencia de la acostumbrada, si esta persona prefiriera que usted actuara de una manera y no de otra, para usted es totalmente lo mismo, de modo que ¿por qué no hacer lo que a aquélla le gusta? De manera que la idea del sacrificio no entra en esto.

Pero si para usted no es lo mismo, esa es una cuestión enteramente diferente. Qué es mejor para usted, qué es mejor para ellos, quiénes son esas personas, qué quiere usted de ellas, qué quiere hacer por ellas: todo esto entra en eso.
Pero la idea es que, en relación con las personas, las cosas no deben suceder mecánicamente, sin pensar… Usted debe decidir su curso de acción. Esto significa que usted no camine sobre la gente sin verla. Y la consideración interna significa que camina sobre ella sin advertirla. Tenemos demasiada “consideración interna” y no demasiada “consideración externa”. La consideración externa es importantísima para el “recuerdo de sí”. Si no hemos obtenido bastante de ella, no podemos recordarnos.

P.D. Ouspensky
Compartir:

Dejar una opinión

*