PSICOLOGÍA AL DESNUDO – ALFREDO DE SANJUAN

12165680_207141812976313_822163144_n

Con mucha frecuencia me sucede algo curioso. Cuando describo a una persona que tengo poco de conocer, me dicen «Eres brujo» «Eres un adivino» «¿Cómo lo haces, eres psicologo.»

Yo les contesto que no soy psicologo, que no soy psiquiatra, que no soy adivino, que nada tiene que ver con la magia o con cualesquiera de las otras cosas Que mi descripción tiene una base sencilla, pero que para poder hacerla, fueron necesarios ( y sigue en constante proceso, faltarán aun más años y tal vez unas miles de vidas más) muchos años de trabajo interior intenso, en el que he logrado irme conociéndome a mi mismo, cada día más.

Este conocimiento, trae como consecuencia inmediata y lógica el que se puedan conocer a las demás persona, ya que las grabaciones o «yoes» principales, que son los que existen en todas las personas. Un ejemplo: Todas las personas (salvo rarísimas excepciones) sea cual sea su nacionalidad, sexo, religión, condición social y económica, raza, etc, se mueven en este planeta sobre el siguiente eje:

SEXO
PODER
DINERO

Esto resulta lógico cuando lo analizamos objetivamente, porque en esos tres rubros, se encuentran desde las funciones instintivas-motoras del ser humano hasta las que son completamente adquiridas.

Tenemos también aquellos aspectos en los que gira la vida de una persona, en relacíón:

TRABAJO
PAREJA
FAMILIA
SITUACIÓN ECONÓMICA Y SOCIAL

Por otro lado, tenemos otro principio que resulta de aplicación para la gente que no ha intentado bajo ningún método o camino, que todo acto que realicen se encuentra precedido de la VANIDAD, misma que ineludiblemente va de la mano, si señoras y señores, aunque no lo crean del PODER.

Pero el poder no visto como ecónomico, político o social, sino basado en el hecho placentero y vanidoso de estar en capacidad de decir PUDE HACER U OBTENER TAL O CUAL COSA.

Bajo ese tenor, tenemos que nos es dificil determinar la estructua básica en la psicología de una persona, para «desnudar» muchos de los aspectos que lo caraceterizan.

No es ninguna técnica secreta ni mucho menos, solo es el resultado de un largo caminar en el desarrollo de la conciencia humana, por eso, hasta cierto punto es fácil «desnudar» a una persona desde el punto de vista netamente psicológico.

Hay excepciones a la regla como se dijo, pero de ello hablaremos en otra ocasión, pues se trata de lo que se conoce como «almas especializadas», que por cierto, son extremadamadamente peligrosas.

Alfredo De Sanjuan.
Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*